El pinchadiscos: The Ash & Clay.

Processed with VSCO with b1 presetEn casa de la madre vintage, cuando cogemos un tema, no lo soltamos. Podemos hacernos un viaje de siete horas en coche cantando en bucle Corre, corre, caballito de Marisol con sus correspondientes gorjeos desde el asiento de atrás, para enajenación y trepanación craneal de los ocupantes del vehículo, salvo, claro está del que canta profusamente a voces, como es menester cuando se viaja, sea un tema interpretado a capella, sea el acompañamiento justo y necesario a la música que suena en el reproductor. Para grabarlo. Muy bonitos de ver.

La situación descrita puede continuar hasta alcanzar el destino salvo que, en una maniobra rápida digna de estudio en los manuales de estrategia militar, cualquiera de los viajeros introduzca como elemento disuasorio esta canción o cualquiera de las incluidas en el disco del mismo nombre, que será escuchado de la misma manera, o sea, en bucle, pero esta vez sin poder articular palabra y casi sin respiración, como pasa con esas cosas tan bonitas que son capaces de darte un pellizco en el corazón.

Es uno de nuestros últimos descubrimientos, y la que suscribe, queridos followers, no se cansa de escucharlo. Porque en casa de la madre vintage, cuando cogemos un tema, no lo soltamos. Y lo que nos gusta, nos gusta para siempre. Ojalá les suceda lo mismo a ustedes con The Milk Carton Kids, The Ash & Clay:

¡Feliz Lunes!

Mary Wilson

5 comentarios en “El pinchadiscos: The Ash & Clay.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s